Inicio traducción  Leyendas Contacto 
Presentación Artículos Para descubrir Novedades 

¿Alguna vez ha probado el experimento del arroz?


Versión para imprimir

¿Alguna vez ha probado el del arroz? Usted puede haber oído de eso si usted es familiarizado con el concepto de la "memoria del agua", introducido por el profesor Emoto.

En primer lugar, necesita algunas informaciones detrás de este experimento.

El profesor Emoto se ha dado a conocer por sus libros, sus experiencias y sus fotos y videos relativas a la "memoria del agua". A partir de muestras de agua congelada, pudo fotografiar los cristales formados por el agua. Según la calidad, la procedencia, y "mensajes" recibidos por el agua, la presencia y calidad de los cristales da resultados completamente diferentes.

El agua del grifo cuasi nunca forma cristales, mientras que el agua natural (de manantial) forma cuasi siempre cristales.

Pero lo más sorprendente ocurrió cuando escribió mensajes positivos o negativos (los experimentó en varios idiomas) en las botellas de agua, y que pudo ver la influencia de estos en la apariencia y la calidad de los cristales. Las palabras "amor" y "gratitud", dan los cristales mas bonitos, distintos según la lengua utilizada. Estudió el efecto de la oración, de la música, de microondas, o de otras influencias, en el agua. Publica las fotos obtenidas en sus libros o en la red.

Pero el cuerpo humano adulto está compuesto de 70% de agua, como los alimentos que integramos contienen también una proporción importante de agua.

Si es posible influir en la calidad del agua a través de mensajes, de intenciones, de música, o con ausencia de microondas; estos efectos influyen también en nuestra comida, nuestro cuerpo, y así algunos de nuestros pensamientos y acciones poden influir nosotros mismos, nuestro entorno y nuestra ambiente.

Es importante a notar que en el experimento explicado a continuación, se demostró que una influencia negativa es menos nociva que la indiferencia.

Entonces, ¿Cual es este experimento "del arroz”?

Cualquier persona puede reproducirla fácilmente y en varias ocasiones.
Tome 2 frascos de vidrio pequeños con tapas bien limpiados. La próxima vez que cocine arroz (blanco), tome 2-3 cucharadas de arroz cocido y ponelo en cada frasco para llenarlo aproximadamente a un cuarto o un tercero. Cerra los herméticamente. En el primer se marca un mensaje con una intención positiva (te quiero, gracias, o el dibujo de un corazón ....) cada uno elije lo más apropiado por su mismo). En el segundo se marca un mensaje con una intención negativa (te odio, estás loco, ....).
Coloque los frascos en la misma habitación con una iluminación similar y a una distancia razonable uno del otro.
Cada día, pasa unos momentos para sentir por cada frasco lo que le fue dedicado.
Después de unos días o semanas, verá que el arroz que recibe buenas intenciones, se conserva perfectamente a temperatura ambiente sin esterilización. El frasco de control se va ennegrecer y se pudre rápidamente.
Inicialmente, el frasco que recibe las intenciones negativas (o nada), sirve principalmente como frasco de control para permitir de darse cuenta del poder del experimento, por comparación. Si el experimento ha sido concluyente la primera vez, y decide repetir, esto frasco no es más indispensable. O, en todo los casos, es mejor no enviar ninguna intención negativa, usted entenderá su mismo la razón.

Este experimento es particularmente impresionante para mentes racionales: los que tienen que ver para creer. Se requiere, sin embargo, considerar a creerlo, y hacerla con intenciones realmente positivas. Si piensa usted que no va a hacer esto posible, y quiere demostrar que no lo es, es probable que es el resultado que se va a obtener.
Las intenciones enviadas al arroz deben ser real, puras, de otra manera no se consigue resultado propuesto. El ejercicio diario les está ayudando.

Si el experimento es concluyente, es interesante reproducirlo. En primer lugar para demostrar a si mismo que no es casualidad. Pero también para comprender mejor intuitivamente el proceso porque, con el experimento, el resultado va a mejorar. Si el arroz influenciado positivamente se ha quedado blanco algunos días mas o algunas semanas mas en un primer experimento, puede mantener su aspecto original varios meses o más en un segundo experimento, incluso en verano cuando la temperatura es alrededor de los 25 ° C en el interior, de día como de noche.

Estamos acostumbrados a saber que el arroz cocido, mantenido refrigerado en un recipiente cerrado, comienza a mostrar signos de moho después de unos días.
Ser capaz de mantenerlo blanco durante más de dos semanas y luego varios meses, a temperatura ambiente, desafía el sentido común.

Las intenciones que dan los mejores resultados parecen ser amor y gratitud. Todavía debe sentirse capaz de experimentar el "amor" por un frasco de arroz. Pero se aprende, precisamente porque es parte de un cambio de paradigma más amplio para nuestra propria vidas y la vida en su conjunto.
Una vez que elexperimento es positive, se vuelve mucho más fácil tener el reconocimiento por el frasco de arroz. Porque lo que este experimento lleva a cada uno va mucho más allá que la aplicación de una pequeñita receta científico-culinaria.

Este experimento es extraordinario para el efecto que produce en el que la realiza. No se trata solo de observar los hechos concretos. Su influencia también se muestra en nuestra concepción de la realidad . Eso transforma nuestra conciencia. La práctica diaria mejora la manera de encontrar la intención justa, de llegar al corazón.
También a través de este experimento, nos muestra cómo estamos todos conectados, todo está conectado. El arroz, uno mismo, otras personas, plantas y animales, objetos, y todo lo que no sabemos que existe, pero que está ahí.

Se trata de nuestros pensamientos, nuestras actitudes, nuestra comportamientos, nuestras palabras. Cuando nos lleva a ver el efecto de nuestros pensamientos, intenciones y mensajes sobre el arroz, entendemos que todo lo que hacemos a nosotros mismos, a los demás y a nuestro entorno, implica consecuencias, y viceversa. Si queremos vivir de manera responsable y hacer un camino de evolución, aparece entonces como necesario de vivir más consciente y coherente en todos los niveles: físico, mental, emocional, afectivo, relacional, social, ciudadana.

Este experimento guía para encontrar el entusiasmo acertado, la buena intención, para volver a conectarse al corazón. Eso permite hacerlo por todos nuestros proyectos.
Al principio muy práctico, rápidamente toma un significado más psicológico, filosófico o espiritual.
Más allá de la comprensión intelectual, es un experimento realmente valioso.
Saber su existencia puede despertar el interés, pero sólo vivirlo puede ser una iniciación real.

Puede ser recomendada sin moderación a su familia, sus amigos, colegas, ....

Es fácil encontrar algunas videos cortas sobre ella en la red a través de un buen motor de búsqueda.

Claire De Brabander
Bruselas 15/09/2010
Traducción Diciembre 2011

Este texto ha sido escrito en francés y ha sido traducido por la autora (que es francófona). Por lo tanto la calidad de la traducción no está garantizada. Ver más . Su ayuda podría ser bienvenida.

© La Reproducción de este documento (para fines no comerciales solamente) es libre y bienvenida, bajo reserva de no realizar cualquier cambio y de mencionar la autora, el sitio y la página.

 

 

 

 

 

CAMBIARSE A SI MISMO

PARA CAMBIAR EL MUNDO

Nuevo en 2012 : la version española y inglesa del sitio - con el original en francés